¡VISITA NUESTRO TUMBLR PARA COTILLEAR MIENTRAS ESPERAS QUE TE RESPONDAN POST!
”HOLYWELL TAMBIÉN PUEDES VISITAR EL NUEVO MURO DE HOLYWELL. ¡DEJA UN MENSAJE!
Ubicada en el condado de Berkshire, en Inglaterra, Holywell City recibe octubre con temperaturas que oscilan entre los 6°C y los 15°C. Se esperan lluvias durante todo el mes, con ocasionales tormentas provenientes del sur. Fuertes ráfagas de viento atraviesan la ciudad de punta a punta, por lo que es recomendado no dejar objetos sin supervisar a la intemperie.
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 11 el 23.12.14 14:18.







Tus visitas siempre son bien recibidas. — H.J.G.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Tus visitas siempre son bien recibidas. — H.J.G.

Mensaje por James P. Hotchner el 27.12.14 16:18

Tienes que descansar un poco Lottie, por la tarde tienes una fiesta de cumpleaños — la fiesta de cumpleaños que al enfermero no le hacía ni pizca de gracia. Estarían allí todos los padres de los demás niños que le miraban por encima del hombro, no veían bien que su tío, hermano de su hermana, una chica que pasara casi toda la vida en Holywell dando la vida por Lottie, a pesar de no ser la mejor madre del mundo, la mujer daba su mejor esfuerzo en ello. Actualmente, estaba desaparecida por completo. Miró a su sobrina tan contenta aquella mañana de Viernes junto a las demás enfermeras que jugaban con ella como si fuera una más de los niños del hospital. Sin quitar, qué la pequeña  había desarrollado una espectacular facilidad de hacer nuevos amigos, años atrás no era así. James se acordaba de cuando la veía detrás de la pierna de su madre asustada por descubrir un nuevo mundo y sin hablar del colegio privado al que Lottie había sido obligada a asistir por exigencias de servicios sociales y su madre. Más que nada para no tener que hacerse cargo de ella y tampoco de sus necesidades más básicas. El enfermero se sentó en la sala de espera, aquel día no se encontraba nadie más, eso era bueno, el tenía un descanso largo y podría dedicarse en aquella mañana a su sobrina con la que tanto se reía. No había mejor medicina que aquello; Su pequeña Charlotte. La vio moverse más allá de los pasillos, al poco volver corriendo con una niña que no reconocía, las dos se acercaron al enfermero. — Tío James, tío James, he encontrado a una niña que quiere que la atiendas tú — Lottie tiró de la camisa del hospital para que le hiciera caso,  al final un matrimonio se la llevó, poniéndole mala cara al enfermero. Ya estaba más que acostumbrado a aquellas miradas.

— ¿Por qué se la han llevado? — preguntó su sobrina confundida ante la escena, miró a su tío poniendo un pucherito. — No estés triste, verás a esa niña de nuevo ya verás, en la fiesta de cumple, te han invitado, ¿recuerdas? — y sonriendo de nuevo, cogiéndola en brazos para llenarla de besos y acurrucandola en brazos para que tras un rato en brazos del enfermero se quedara completamente dormida y esperando que soñara cosas bonitas. Besó la cabezita de la niña y al levantar la vista se encontró con otra de sus rubias favoritas — Hola preciosa — saludó en voz baja para dejar de Lottie durmiera tranquila.
avatar

Libras : 40

Ver perfil de usuario

Re: Tus visitas siempre son bien recibidas. — H.J.G.

Mensaje por H. Jackie Gallagher el 28.12.14 23:07

Cuando entré en la cocina aquella mañana de Viernes lo último que esperaba era encontrar una nota en la nevera. ¿Cuánto hacía que no encontraba ninguna? Muchísimo tiempo, tal vez desde la última vez que mi padre estuvo en casa más de medio día. O sea, que hacía ya meses que no encontraba un post-it en la nevera. "Visita médica a las 11:30, ni se te ocurra escabullirte." Firmaba como "Papá", pero parecía algo que escribiría un profesor en un examen, ugh. Abrí la nevera y saqué una manzana verde, dejándola en la encimera y buscando un cuchillo para después dejarlo junto a la manzana. Volví a abrir la nevera chasqueando la lengua porque ya podía haber sacado la leche cuando saqué la manzana, pero supongo que estando de mal humor y dándole vueltas a lo de mi padre estaba un poco despistada. Corté la manzana por la mitad y dejé la que no iba a comerme tras de mí, apoyándome en la encimera mientras pelaba la mitad de la manzana lentamente, sabiendo que no iba a ir a clase si tenía una visita médica a las once y media. Supuse que podría hacer una visita a cierto enfermero si llegaba un poco antes, porque no, no podía escabullirme de James. Me perseguiría hasta China si era necesario con tal de que acudiese a las revisiones.

Al final me comí la media manzana y un vaso de leche desnatada, saliendo de casa diez minutos después y decidiendo que era mejor ir caminando hasta el hospital, así me deshacía de las calorías que acababa de meterme al cuerpo. Al llegar ni siquiera me planteé parar por la recepción, simplemente busqué por allí a James, sabiendo que lo encontraría si daba algunas vueltas, porque de todas formas aún tenía tiempo. Lo que no esperaba encontrar era al enfermero con una niña en brazos. Sonreí un poco, cruzándome de brazos y acercándome a él en silencio, no queriendo despertar a la pequeña. -  Hey. - la miré y luego a él, alzando una ceja y dando una cabezada en dirección a la niña. - ¿Por qué la has traído? -  sí, sabía que Charlotte era la sobrina de James, pero me extrañana verla, y por eso la miré otra vez, tan mona y tan pequeña en los brazos de su tío. No es que tuviese un humor de perros, pero tampoco estaba para tirar cohetes, y quizás se notase un poco mientras movía la pierna izquierda en un ritmo imaginario y tamborileaba los dedos contra el brazo.


i'm a mess
And though I've known it for the longest time and all my hope, all my words are all over written on the signs. But you’re my road walking me home.

Re: Tus visitas siempre son bien recibidas. — H.J.G.

Mensaje por James P. Hotchner el 29.12.14 14:20

Acomodando a la pequeña de cinco años mientras miraba a los ojos de su acompañante rubia, la veía tan delgada y tan mal comiendo que a James le ponía malo. Tanto psicológica como profesionalmente. Qué le estaba costando mucho más de lo que el enfermero le parecía, todo estaba yendo al revés y no en el buen camino. Suspiró un momento, acaricio la mejilla de la pequeña Charlotte que descansaba muy tranquila. Llevaba un par de noches sin dormir como dios manda, la fiesta de cumpleaños de su compañero de pupitre la tenía más eléctrica que de costumbre, tanta energía  en una cosa tan pequeña le parecía casi imposible de retener. El propio James se agotaba de verla salir de su colegio  corriendo junto con sus dos nuevas amigas a las que también el enfermero les había cogido mucho cariño. Los padres de las niñas eran grandes personas que no le ponían mala cara al americano, se lo agradecía, mucho — Quiso venir ella, hoy no han tenido cole y quería saber que hace el tío James en el hospital —imitando el acento británico de su sobrina, que le hacía tanta gracia al americano. A pesar del tiempo que llevaban juntos y de lo mucho que la quería, alguna vez le gustaría tener tiempo para él y para contarle a sus padres lo que de verdad pasaba con su hija mayor.

Observó los nervios que tenía la chica, no tenía ni idea de lo que hacía allí Jackie, había perdido la cuenta de cuantas veces la había visto en el hospital en los últimos años, muchas. — ¿Y tú que haces por aquí? — preguntó el enfermero con cierta curiosidad. Si vienes por una revisión, yo me encargo encantado. Un pensamiento que dejó en su mente, más que nada por qué si sacaba el tema Jackie acabaría por desviarlo por completo. Sujetó a Lottie un poco más, se le escurría en más de una ocasión, James no quería otro accidente como el que tuvo aquel paciente llamado Otis.
avatar

Libras : 40

Ver perfil de usuario

Re: Tus visitas siempre son bien recibidas. — H.J.G.

Mensaje por H. Jackie Gallagher el 15.01.15 20:48

Alcé una ceja y sonreí al oír el acento británico que James imitó, mirando a la niña, suponiendo que de ahí venía el intento. Era una niña adorable, y aunque no sabía por qué exactamente era James quien debía cuidarla, sabía que la niña estaba en buenas manos. No disfrutaba mucho de mis horas en aquel recinto blanco, pero si al menos eran con James, me sentía más segura. Quiero pensar que Charlotte se sentía bien con su tío, a quien podías ver totalmente infatuado de su sobrina por la forma en la que la cogía en brazos o le acariciaba la mejilla con suavidad. — Qué mona. — y sonreí, mirando a James después de mirar a la pequeña y soltando un suspiro.

Ahora venía la peor parte, la parte en la que él me preguntaba por qué había ido al hospital. Y... sí, me lo preguntó. Solté un suspiro encogiéndome de hombros y alcé los brazos para después dejarlos caer a mis costados. — ¿Qué? ¿Mi compañía no te es grata, Jimbo? — y le guiñé un ojo, encogiéndome de hombros otra vez. —  He venido a hacerte una visita, James. —  pero sabía que aquello no iba a colar, porque sí, alguna vez me había pasado a decir hola, pero normalmente no era por voluntad propia, y mi querido amigo el enfermero lo sabía bien. — Y... puede que el gilipollas de Donald haya pedido hora para una revisión. —compuse una mueca, queriendo dejar clara mi opinión hacia lo que realmente venía a hacer al hospital y ya de paso hacia mi padre, que había sido el que había pedido hora y el que me había condenado a la vergüenza y el mal trago que era ver la decepción en a cara de James mientras yo me alegraba por ver números cada vez más bajos en la báscula.. A veces me paraba a pensar y sí, podía estar mal, podía hacerme daño, pero sonaba mejor que verme en un espejo y sentir ganas de arrancarme la piel a tiras, muchas gracias. Si James se enteraba de eso, entonces sí que estaba en problemas.


i'm a mess
And though I've known it for the longest time and all my hope, all my words are all over written on the signs. But you’re my road walking me home.

Re: Tus visitas siempre son bien recibidas. — H.J.G.

Mensaje por James P. Hotchner el 17.01.15 17:28

James solo pudo sonreír ante las palabras de Jackie, tenía razón. Lottie no era mona, era preciosa, si alguien lo escuchara hablar sobre su sobrina, diría que se le caía la baba por ella y que parecía más su padre que su tío. Si tuviera todo el tiempo del mundo y el dinero suficiente como para hacerlo, adoptaría a su sobrina como su hija, pero eso, nunca podría ser posible. Básicamente por que mintiera a servicios sociales con que su hermana estaba de vacaciones durante un periodo largo de tiempo. Si se llegaran a enterar de qué la había abandonado, no faltarían ni dos segundos para que se la quitaran de las manos. Se aferró a ella con más fuerza a su sobrina, como si aquel pensamiento se fuera a hacer realidad de verdad. La voz de la rubia volvió a la realidad al americano, mirándola un poco avergonzado ante la acusación de la paciente — Yo.. no he querido decir eso — avergonzado ante una jovencita de dieciocho años que sabía como ponerlo con la espada y la pared, odiaba esa sensación de calor por las mejillas. No tener las palabras justas para su amiga. El rostro del enfermero cambió a la seriedad cuando salió el tema en cuestión. Las mentiras le fastidiaban mucho, no le gustaba las palabras que se gastaba con su padre.

Coincidía con ella, en que su padre no se comportaba como un padre, pero para eso estaba James, para actuar como un segundo padre para la chica. Se levantó, acomodando a Lottie a un solo brazo, para luego darle un pequeño pellizco a la rubia, no le gustaba aquella palabra que utilizaba con su progenitor. — No insultes a tu padre Jacqueline — que aquel tono de reproche, sabía sus problemas, sabía lo que pasaba por su casa. El humor de James había cambiado y en ese justo momento la pequeña Hotchner se despertó, restregando sus ojos azules y mirando a Jackie — ¡Hola! Me llamo Charlotte. — saludó ladeando la cabeza y James manteniendo en silencio, aún se quedaba impresionado de la capacidad de hablar con cualquiera que tenía su sobrina.
avatar

Libras : 40

Ver perfil de usuario

Re: Tus visitas siempre son bien recibidas. — H.J.G.

Mensaje por H. Jackie Gallagher el 23.01.15 21:19

Asentí porque ya sabía que no quería decir eso. El pobre James se ponía muy nervioso a veces con tan solo palabras que podía decirle hasta su sobrina, y aunque podía ser adorable, si me pasase a mí entiendo que podría frustrarme. A ver, que él también me ponía nerviosa a mí cuando me interrogaba sobre lo que comía o dejaba de comer, o cuando parecía saber en lo que estaba pensando. La verdad es que no entendía muy bien cómo funcionaba eso, a lo mejor James tenía poderes secretos y yo no tenía ni idea. Creo que el día que conocí a James me esperaba de todo menos a un enfermero que se preocupaba sinceramente por mí. Podía quejarme y patalear e incluso llegar a gritarle porque no quería que se pusiese tan pesado, pero saber que estaba ahí y que se preocupaba era un apoyo importante que no podía rechazar así como así. Estaba feo ir y decirle algo en plan "vete a la mierda, me puedo cuidar solita", cuando hasta yo sabía que por mucho que lo quisiese negar, no era tan fácil.

¡Eh! — me llevé la mano al brazo donde el americano me había pellizado, y lo froté con fuerza frunciendo el ceño. Sabía que no le gustaba mi actitud hacia Donald, pero de ahí a que me pellizcase, pues tampoco, que no había mucho donde pellizcar y aquello siempre dolía. — Venga ya, James, es un inútil que no vale como pa-... — pero antes de que pudiese seguir, me di cuenta de que la pequeña se despertaba. Sonreí, bajando la mano con la que me había frotado el brazo y haciendo un movimiento con ella como saludo. — ¡Hola Charlotte! — la verdad es que era monísima. No había visto nunca a la madre, pero seguro que se parecían, e incluso le daba un aire a James. — Yo soy Jackie. Menuda siestecita, ¿eh? — solté una risa y le guiñé un ojo, volviendo a girarme hacia James y guiñándole el ojo a él también, viendo que así podría calmarle el cambio de humor que le había provocado mi actitud hacia Donald.


i'm a mess
And though I've known it for the longest time and all my hope, all my words are all over written on the signs. But you’re my road walking me home.

Re: Tus visitas siempre son bien recibidas. — H.J.G.

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.